Algunas de las principales aplicaciones que estas nuevas técnicas ofrecen son:

– Detección del estado hídrico de las plantas, obtener información que nos permita un mejor aprovechamiento del agua.
– Chequeos de vegetación mediante la determinación de los principales índices de calidad de un cultivo, esto nos ayudara a la toma de decisiones respecto al uso de fertilizantes y tratamientos fitosanitarios.
– Etc.

Mostrando el único resultado

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies